Agudeza Visual

La agudeza visual la definimos como la capacidad de nuestro sistema visual para percibir y diferenciar detalles de los objetos en unas condiciones determinadas de distancia e iluminación.

Para determinar la agudeza se realiza un examen sencillo de manera monocular primero y posteriormente binocular. Y se evalúa la visión de lejos y cerca con los optotipos propios para cada edad y distancia. Éstos pueden ser con números, letras o dibujos.

En consulta es bastante común que nuestros pacientes pregunten: ¿cuánto veo? Y los profesionales suelen responder en porcentajes; un 50%, un 80% y el valor normal sería alcanzar el 100%.

La agudeza visual nos da parte de información sobre el buen estado y funcionamiento del ojo, aunque también depende del estado de la retina, nervio óptico y corteza visual, puesto que la información visual es enviada a través de factores neuronales.

Los defectos refractivos como la miopía, la hipermetropía y/o el astigmatismo son la principal causa de la disminución de la agudeza visual. También es verdad que existen casos en los que se compensa este error refractivo y no se alcanza la agudeza visual óptima del 100%, es entonces cuando hay que buscar otras causas patológicas de la vía visual.

Hay otros factores fisiológicos que pueden afectar como:

– la disposición de los fotorreceptores en retina.
– excentricidad de fijación.
– motilidad ocular.
– edad del sujeto y la evaluación de su binocularidad.
– factores neuronales.

En niños es de suma importancia para detectar de manera precoz posibles defectos de la visión que frenen o perjudiquen la evolución visual y académica.

La agudeza visual se puede llegar a confundir con las dioptrías, pero en muchos casos podemos encontrarnos con miopes fuertes que poseen una excelente agudeza visual con su compensación.

Conclusión

Tener una buena agudeza visual es más importante que la cantidad de dioptrías que se tiene y desde clínica coro te invitamos a que vengas a preguntarnos qué agudeza visual alcanzas.